• Jorge Núñez

El derrumbe del régimen señorial en la Nueva España fue tema de reflexión en el INEHRM


 Ángel Inurrigarro de la Vega ofreció su la conferencia con la que se hizo acreedor al Premio en Investigación Histórica sobre la Independencia de México Ernesto de la Torre Villar 2016 El movimiento independentista significó para la monarquía española el principio del fin del reinado sobre sus territorios de ultramar, señaló Ángel Anselmo Inurrigarro al ofrecer la conferencia “La abolición de régimen en la Nueva España. El Marquesado del Valle de Oaxaca: Coyoacán, 1809-1814”. En el evento realizado la tarde del 6 de septiembre en el Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM), el expositor presentó su trabajo de tesis con el que se hizo acreedor al Premio en Investigación Histórica sobre la Independencia de México Ernesto de la Torre Villar 2016, otorgado por el INEHRM.

La investigación se ocupa de explicar el origen, el funcionamiento y la composición de un señorío en tiempos previos a la crisis política de la monarquía española, entre los años de 1809 a 1813, y la manera en que la guerra en la Nueva España incidió en su transformación. Ángel Inurrigarro indicó que el año 1810 resultó ser un parteaguas en la Nueva España, principalmente con la desintegración de la monarquía, que inició cuando Carlos IV y VIII claudicaron a favor de Napoleón, noticias que generaron una situación política precaria. El investigador explicó paso a paso el proceso que llevó a la formación del Marquesado del Valle de Oaxaca y su declive. Indicó que la corona española le concedió a Hernán Cortés dicho Marquesado por su desempeño como conquistador de Tenochtitlán.

Detalló que Cortés recibió la posesión en el año 1529 junto con la posibilidad de hacer uso del dominio de los territorios, de bienes e impartir justicia como representante del rey. El licenciado en Administración Pública y Ciencia Política añadió que los territorios concedidos tuvieron de extensión lo que actualmente es el estado de Querétaro, aproximadamente 12 mil kilómetros cuadrados. Inurrigarro de la Vega señaló que en el año 1811 se creó una constitución en España y esta diputación hizo desaparecer a los señoríos en la Península. En ese sentido, en la Nueva España el señorío que le concedieron a Cortés y que estaba en manos de su heredero, el Duque de Monteleone y Terranova, le fue expropiado y desaparecido en el año 1812, pasando a ser una propiedad privada. El investigador dijo puntualmente que la confiscación de los bienes al Duque de Monteleone y Terranova se debió a su colaboración con los invasores franceses en España. En la conferencia, que se presentó desde la perspectiva particular del Marquesado del Valle de Oaxaca como una entidad representativa de privilegios e inmunidades, también se habló sobre lo que sucedió en dicho territorio durante el tiempo de la guerra de independencia y otros aspectos que contribuyeron a la caída de la monarquía. Otros aspectos abordados por el especialista fueron las discusiones en las cortes generales extraordinarias para abolir los señoríos; la puesta en marcha de la maquinaria liberal que supuso la observancia de la Constitución de Cádiz en Nueva España con la consecuente creación de los ayuntamientos constitucionales en donde, por primera ocasión, se manifestaron los ciudadanos en los procesos electorales. Asimismo, habló del funcionamiento de los ayuntamientos erigidos en Coyoacán y, durante el tiempo que estuvo vigente la Constitución de 1812, y su cierta autonomía del gobierno virreinal. Para consulta de próximas actividades en el INEHRM, consulte: www.inehrm.gob.mx.


0 vistas
  • Twitter Classic
  • Facebook Classic